Hola cerveceros, debido a la gran cantidad de preguntas que nos han llegado, dejaremos aquí información para mejorar la fermentación. Hay varios sabores y olores que se presentaran en tu cerveza, parte de ellos son producto de contaminaciones por mala limpieza o porque la cerveza no terminó de fermentar. Las cervezas que incluimos en el kit están diseñadas para fermentar en 6 días en una temperatura idealmente constante lo más cercana a 20C°grados. Muchas veces no podemos asegurar que la temperatura de nuestro fermentador se mantenga en estos rangos, aun cuando la fermentación por si sola genera calor, abrigar nuestro fermentador puede resultar, pero en días muy fríos podríamos salir del umbral de temperatura. Una buena medida es hidratar la levadura antes de espolvorearla sobre la cerveza, pero primero ¿QUÉ ES LA LEVADURA?

La levadura es un elemento de vital importancia es el elemento que transforma el mosto en cerveza, es lo que genera la “magia”, por muchos siglos, el proceso que transformaba el mosto era considerado una magia, solo fue hasta el siglo XIX, que Luis Pasteur descubrió este organismo. Gracias a Pasteur los cerveceros ahora disponemos de cientos de cepas trabajadas en laboratorio, que entregan resultados predecibles y medibles a distintas temperaturas y condiciones de fermentación. La fermentación se define como cualquier grupo de reacciones químicas que rompen los compuestos orgánicos complejos en sustancias más simples. En la cerveza, la conversión del azúcar en dióxido de carbono y alcohol. En términos simples, la levadura transforma el azúcar en CO2 y alcohol, pero también produce algunos subproductos que pueden afectar negativamente la cerveza, estos pueden generar olores a vinagre o fruta como manzana o uva y otras impurezas. La levadura pasa por 3 fases:

Primero una fase de adaptación o latencia, esta primera fase comienza inmediatamente después que la levadura entra en contacto con el mosto, y se alarga aproximadamente por 24-48 horas, en esta etapa la levadura empieza a reproducirse, evalúa su nuevo ambiente y desarrolla las enzimas para optimizar su adaptación, La levadura se desarrolla de forma anaeróbica y aeróbica (sin y con presencia de oxígeno) pero es mucho más eficiente cuando lo hace de manera Aeróbica, es por eso que revolver el mosto antes de espolvorear la levadura otorga oxigenación al líquido que ayuda a obtener una mejor fermentación.

Segundo, fase de atenuación, es la etapa que sigue a la latencia, es esta etapa la levadura hace el trabajo de convertir el azúcar en CO2 y alcohol, en esta parte la levadura crea una fina capa de espuma denominada KREUSEN, originada por la levadura, las proteínas y las resinas de lúpulo. Mientras los azúcares disponibles se acaban, la levadura comienza a sentarse, lo que hace disminuir el krausen, notarás que desciende la frecuencia del burbujeo del airlock.

Tercero, fase de acondicionamiento, en esta fase la levadura se encarga de limpiar, ya consumió los azúcares simples y comienza aquí a consumir los azúcares más complejos y reabsorbe compuestos indeseados generados en las etapas previas, completado esto la levadura formará grumos y descenderá al fondo del fermentador.

El proceso de hidratar de la levadura consiste en acelerar la etapa uno para llegar al 6to días con una mejor fermentación, es importante respetar los 6 días de fermentación, es decir, si tapaste tu fermentador con la levadura el lunes en la tarde, los 6 días se cumplen en la tarde el 6to día, no en la mañana. En un recipiente limpio y sanitizado (rociado con abundante sanitizador), agrega una taza de agua tibia hervida (35c° a 40c°), luego verter el contenido del sobre de levadura. Dejar reposar tapado con alusa hasta que la levadura comience a mostrar signos de vida (espuma), al final tiene la apariencia parecida a la leche.

Luego de activada la levadura, agregar al fermentador siguiendo las mismas instrucciones que van con el kit, es decir, cuando ya está la mezcla hecha en el fermentador entre el agua caliente y el agua fría, en vez de agregar la levadura en polvo, le agregas la levadura activada, vierte todo el contenido del pocillo (que ya tiene 1 taza de agua tibia y la levadura), dentro del fermentador, tapa y pon el airlock con agua…..recuerda que solo la punta del airlock es necesaria, preocúpate de que el airlock no toque tu mosto. Ahora tu levadura hará una mejor y más completa fermentación, consumiendo muchos de los sabores y olores que encontraste en tu cerveza original. RECUERDA GUARDAR SIEMPRE UNA BOTELLA DE CADA BATCH PARA COMPARARLA CON TUS SIGUIENTES PRODUCCIONES.